sábado, 22 de noviembre de 2008

A la fuerza


A veces
no hay elección.
Sobra desaliento.
Falta paciencia.
Siempre en guardia.
Siempre alerta.
Nos hacemos fuertes
a la fuerza.
¿Soñar?
Soñar es un sueño.
Cansa
ésta carga cansada.
Son negras
éstas telas de araña;
nos atrapan.
Redes de un destino
que nos enreda,
haciéndonos tropezar.
Delirios
de un azar caprichoso
sobrevuelan
los restos del naufragio.
Así que compongo melodías.
Disfrazados van mis días.
Me persigo las cosquillas.
Cambió muecas por sonrisas
sin risa.
Me estiro el diafragma.
Se ensancha,
me engancha.

Me digo aquello de:
“Yo soy la guerra,
ya no me duele nada”.

4 comentarios:

S. dijo...

Ya decía Sabina aquello de: prefiero la guerra contigo al invierno sin ti.

Ian tiene un libro de ilustraciones infantiles con varios personajes circenses y la portada es una ilustración muy parecida a la que pones hoy. Son las calcetas rosas de una de sus personajes. En el próximo mail te añadiré algunas ilustraciones a ver qué te parecen. Aunque creo que ya te debo demasiadas imágenes por el momento, oh.


Espero que estés bien, nena.
Besos con calcetas a rayas.

J.Úbeda dijo...

Soñar es un sueño...

Desolador, pero hermoso. Me gusta.

carlos dijo...

La vida nos hace,y tú haces de versos vida,movimiento,energía,sueño,rebeldía ante la nada.*
Un abrazo fuerte!!

AAN dijo...

Me digo aquello de... Me ha encantado lo de la guerra, que nada duele ;)