viernes, 30 de enero de 2009

Torpe


Jessica Rolland
El día que la conocí
quemé todos mis calendarios.

Bajo el paraguas, los zapatos olvidados.

Ella baila sin saber bailar.

Me sonríe
y pone en jaque cada acento y cada coma.

Me siento torpe en sus ojos.

No me pregunten.
Por algún motivo que desconozco
no me importa demasiado.

15 comentarios:

Coco dijo...

me gusta :)

un besito

Noelplebeyo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Dara Scully dijo...

Y baila como si lo hubiera hecho toda la vida.


Un miau

Noelplebeyo dijo...

Lo mejor es quedarse en evidencia.

Besos

Someone exactly like you. dijo...

Lo que añoro sentirme torpe...tengo la intuición de que te van a gustar las imagenes de hoy de mi blog :P

Camaleona dijo...

Yo me siento torpe en tus ojos.

Mer G.G dijo...

Bailar y bailar hasta perder la torpeza.Mientras, que ella siga sonriendo.

Abrazos gigantes para ti.

Mer

Meryone dijo...

me encantó!

me encantó, me encantó, me encantó!

jose es genial. es el chico que dice que le recuerdo a janis joplin, recuerdas aquella entrada del fotolog?

besos

William De Baskerville dijo...

Cuando se llega al punto de quemar los calendarios.
Cuando se baila sin saber bailar.
Cuando nos sentimos torpes en la mirada contaria...

cuando todo eso ocurre,nos dejamos llevar sin rumbo por hogueras, bailes y miradas profundas, que bueno es flotar y lo que se recuerda cuando se naufraga.

verdadera tú.

Mona dijo...

X,x yo se como se siente exactamente eso...todo todo lo q describiste...

;D me gustó!!

saludotes ;D

maalexandra dijo...

queme todos los calendarios,
pues se burlaban de mi.

crysania dijo...

¿ quien no se ha sentido a veces asi de torpe?

Proyecto de Escritora dijo...

Solo te ve torpe quien no te quiere.

Muy bonito. Besos.

ANDREA dijo...

¿Estas segura de que no te importa?. Yo pienso que si, que si importa e importa más de lo que un@ se pueda imaginar.

Un Saludo y hasta la próxima

nessarosse dijo...

Ella baila sin saber bailar...

Me encanta este poema, Nébula, es precioso, perfecto!