lunes, 23 de febrero de 2009

Abandonada al abandono


Lee Bogle
Rueda por mi cuerpo gélido.
Ocupa todos los resquicios.
Desafía la danza de acantilados.
Coloniza éste territorio viejo
y desgastado.
Silencia mi ruido desordenado.
Construye refugio cálido en mi abandono.

Mientras,
vuela mi alma libre,
inaccesible,
tan lejana.

Es la estación de los pájaros.

8 comentarios:

R. dijo...

Mientras conserves tu alma libre no estarás a merced de los acontecimientos.

Toxicosmos dijo...

el alma siempre ha de volar libre, separada del cuerpo...del mundo físico. Ya lo decían algunos filosófos de la antigua Grecia.

JORGE MATIAS GOMEZ dijo...

durante un tiempo, yo me construí un refugio en mi abandono. Y me abandoné. Me olvidé de mí mismo.
Pero mi alma, mi mente, vuela ahora.

Noelplebeyo dijo...

Triste entrega

Djuna dijo...

Sus palabras suenan a tango en medio de la noche con botellas de tequila sobre una mesa

Alhy dijo...

Yo creo que la poesia ya es en si misma un intento de desabandonarse, ¿no crees? ;)

Blackbiiiiiird flyyy...

Eche de menos tu quiniela oscaril
:(

HUMO dijo...

que placentero tu sitio!
Entro de puntillas...y cómodamente me siento a disfrutar!

cariños!
=) HUMO

SoL LuNaR dijo...

bueno, realmente no está tan lejana...