martes, 14 de abril de 2009

Sin Título


Melissa Haslam
Desde que te fuiste ando en tinieblas.

Te busco entre las hojas de los atlas
pero ya no me defiende tu nombre.

Le faltan ecos a mis palabras
y le sobran sombras a este cuerpo.

Nunca te escribí un poema.

26 comentarios:

  1. ...le sobran sombras a este cuerpo...
    MARAVILLOSA ORACIÓN!

    Disfruto mucho de tu espacio , las pinturas y tus palabras.

    =) HUMO

    ResponderEliminar
  2. Quizás no se lo merecía.

    Pd: A Cat le encantan esos ciervos. Quiere uno para jugar con él los miércoles por la tarde.




    ¡Miau!

    ResponderEliminar
  3. Sombras que sobran. Me gusta cómo suena.

    ¿Sabes que acabo de subir el Gran Atlas?

    Besito

    ResponderEliminar
  4. Aun no queriendo, puedo sentirme entre tus letras.

    ResponderEliminar
  5. Corto, pero delicado como una caricia...

    un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Para los ecos, risas.
    Para las sombras, sol.
    Y para ti, un abrazo gordo.

    ResponderEliminar
  7. Y a la vez te escribí tantos...
    tantos que nunca publicaría en un folio en blanco.

    ResponderEliminar
  8. Uff... yo nunca he escrito poemas con todas las letras, como mucho amagos-de-poesía-de-andar-por-casa... y ya ni siquiera eso. Dejé de hacerlo la última vez que tuve que recomponer otro corazón hecho trocitos...

    Ahora ya, por no escribir(les), ni siquiera dedico los libros. Y no sé si duelen más los amagos-de-poemas que quedaron en el tintero que los que finalmente sí escribí.

    O bueno, sí lo sé. A mí me duelen más los que escribí, supongo que por eso dejé de hacerlo.

    Te dejo una lámpara para esas tinieblas. (Me encantan los caracoles, tan pacientes, tan cosntantes!).

    ResponderEliminar
  9. Aunque tú no lo sepas.


    Gracias por el regalo, por el cuento, es preciosisimo :)

    ResponderEliminar
  10. :(((
    Dibujas atlas de las emociones con cada poema. La desolación del anonimato... tremendo

    ResponderEliminar
  11. despues de mucho licor, sin que nadie cierre las ventanas.

    se riega el abismo en las piernas.

    ResponderEliminar
  12. Hola,just that and I love your blogs,and there is a small award for you on my blog (if you want it)Passion for painting.Ciao,Sandra

    ResponderEliminar
  13. A ti nunca pude escribirte porque siempre me dejaste sin palabras.

    ResponderEliminar
  14. Es muy triste que no le escribieras nunca un poema. O tal vez sí lo hiciste.

    Quiero perderme entre las hojas de los atlas para que me encuentres un día, cuando menos lo esperes.

    Besos.

    ResponderEliminar
  15. al leer tu poema, mi alma se ha quebrado... yo tampoco le escribí un poema....

    Gracias por tu post!!!!

    Besos.

    Ktico!!!

    ResponderEliminar
  16. Dijo la poesía: Nunca te escribí un poema.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  17. Su primer poema. Después de las tinieblas está la luz, pero ésta nos daña los ojos después de tanto tiempo sin mirarla.

    ResponderEliminar
  18. Quizá no en un papel, pero te sobraban letras...


    Un beso.

    ResponderEliminar
  19. a mi no me gusto tu poesía.
    pero para ser la primera es
    pasable.

    sigue adelante.

    ResponderEliminar
  20. "Te busco entre las hojas de los atlas pero ya no me defiende tu nombre" pasé por ello, así literalmente.

    No hizo falta escribir un poema.

    ResponderEliminar
  21. Nunca es tarde, thank god...

    Yo no he hablado de merecer. Hablo de por qué escogemos a quien escogemos y con qué intención. The object of affection y sus circunstancias, en este caso, no me interesan...

    ResponderEliminar
  22. ¡Le sobran sombras al cuerpo! Buenísimo. :-)

    Beso

    ResponderEliminar
  23. A lo mejor es que eres demasiado para él.

    Abrazos gigantes.

    Mer

    ResponderEliminar

Libelúlame