jueves, 15 de agosto de 2013

y se hará de noche y sonará el teléfono

y encontraré tu voz al otro lado
y a ti en tu voz
y me preguntaré entonces para qué quiero una voz
si algo empieza a caer
cuando abro las piernas y dejo a los dedos decir en tu nombre

5 comentarios:

Rafael dijo...

Quizás para sentir un dulce escalofrío.
Un beso y lindo día.

Darío dijo...

Ni la voz ni las palabras, ya están hermosamente dichas, ahí, gemido, lo gutural, la onomatopeya del estremecimiento. Bello, siempre. Un abrazo.

Noelplebeyo dijo...

Mucto tacto

José María Souza Costa dijo...



Invitación - E
Soy brasileño.
Pasei acá leendo , y visitando su blog.
También tengo un, sólo que mucho más simple.
Estoy invitando a visitarme, y si es posible seguir juntos por ellos y con ellos. Siempre me gustó escribir, exponer y compartir mis ideas con las personas, independientemente de su clase Social, Creed Religiosa, Orientación Sexual, o la Etnicidad.
A mí, lo que es nuestro interés el intercambio de ideas, y, pensamientos.
Estoy ahí en mi Simpleton espacio, esperando.
Y yo ya estoy siguiendo tu blog.
Fortaleza, la Paz, Amistad y felicidad
para ti, un abrazo desde Brasil.
www.josemariacosta.com

Tomás R. Ramírez dijo...

Jaja, dan pena los comentaristas. El primero al último. Que gente más estúpida.

Con respecto al poema. Parece bueno. Pero como hombre no puedo sentir la imagen que proyecta.